Convivencia: ‘No nos vamos de Cuba, a pesar de los momentos duros de represión que estamos viviendo’


Dagoberto Valdés, Karina Gálvez y Yoandy Izquierdo (de izquierda a derecha). (FACEBOOK)

“Gracias por su solidaridad en momentos duros de represión. Queremos dejar bien claro que no nos vamos de Cuba, no nos vamos de la Iglesia y seguiremos trabajando por el país”, señaló el equipo de trabajo de la revista Convivencia en su página de Facebook.

En los pasados días, la represión contra sus miembros se ha recrudecido.

Este domingo Yoandy Izquierdo, miembro del equipo de Convivencia, fue “detenido para impedir(le) un viaje” para participar en Stockolm Internet Forum (SIF).

“Hoy (este domingo) volaba a Suecia a las 2:25 pm desde el aeropuerto internacional José Martí de La Habana. A las 11:06 am, mientras me trasladaba por la autopista desde Pinar del Río a La Habana, el automóvil en el que viajaba fue detenido por la patrulla de carretera No. 801, del Municipio de Los Palacios en Pinar del Río. (…) El objetivo cumplido: impedir que tomara el vuelo que despegaba a las 2:25 pm desde La Habana. Aún quedaba más de la mitad del camino por recorrer. Imposible llegar a tiempo”, denunció Izquierdo en Facebook.

El pasado viernes el equipo de Convivencia detalló que otra de las integrantes del proyecto, Rosalia Viñas Lazo, había sido “citada en la Dirección de Inmigración y Extranjería en Pinar del Río” con el objetivo de tratar “asuntos migratorios”. Viñas Lazo, diseñadora gráfica de la revista Convivencia, fue citada después de que “realizara un viaje a Colombia la semana anterior”, según precisó Convivencia.

“Continúa de esta forma el hostigamiento al Centro de Estudios Convivencia que ha aumentado notablemente desde septiembre de 2016”, señaló el equipo que dirige Dagoberto Valdés.

Asimismo, Convivencia recordó que la economista Karina Gálvez “está pendiente de juicio, tras ser acusada a inicios de enero de 2017, de un delito de evasión fiscal, y haber pasado seis días detenida e incomunicada en la sede del Departamento Técnico de Investigación Criminal en Pinar del Río”.

“El Centro de Estudios Convivencia continúa firme en su opción de permanecer en Cuba y no considera que su función fundamental que es la producción de pensamiento y propuestas para Cuba y la edición de la revista sociocultural Convivencia, merezcan tal hostigamiento”, concluyó.