DictaduraViolencia

Acusarán de bioterrorismo a quienes regresen por pasos ilegales

El uso absurdo de categorías criminales para reprimir, obviando las definiciones precisas, es otra manifestación clásica del autoritarismo fascista para sembrar terror en la población

Este fin de semana el comandante Ovidio Delgado Ramírez explicó que el Ministerio de Defensa de Nicolás creó una zona de defensa integral especial llamada Sucre, para atender los municipios con mayor porcentaje de pasos ilegales en frontera (trochas). Su comandante, además de evitar el ingreso al país, podrá “tomar las acciones legales correspondientes”, con quienes lo hagan: “Ya hicimos los trámites correspondientes, estamos a la espera de una aprobación del TSJ, van a ser trasladados a la cárcel de El Dorado”, dijo Delgado. “Una persona que ingrese sin cumplir los protocolos de salud, va a ser acusada de bioterrorismo (…) Nosotros no debemos tener ninguna contemplación con este tipo de personas que cometen este acto que es delictivo y que es un intento de homicidio contra la colectividad”, afirmó Delgado antes de especificar que tienen 17 personas detenidas esperando el visto bueno del TSJ para llevarlos a la cárcel. La Interpol define al bioterrorismo como “la liberación intencionada de virus, bacterias, toxinas u otros patógenos con el fin de causar enfermedades a personas, animales o plantas, o de provocar su muerte”, vale decir que usted debe: controlar el virus; tener la intención de diseminarlo (eso es lo que determina el delito); y hacerlo para lograr objetivos políticos o sociales. Los venezolanos retornados son solo pacientes tratados como delincuentes y ahora se los amenaza con cárcel sin juicio y sin el debido proceso.

 

 

 

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba