DeclaracionesDemocracia y PolíticaRelaciones internacionales

Corbyn anuncia que los laboristas respaldarán un segundo referéndum sobre el Brexit

El Partido Laborista de Reino Unido, liderado por Jeremy Corbyn, ha anunciado su intención de respaldar un segundo referéndum sobre la salida de Reino Unido de la Unión Europea esta misma semana para evitar los estragos del «dañino Brexit de los Tories». A 32 días de la fecha oficial que establecía la salida del país del grupo, Corbyn presentará una enmienda al acuerdo sobre el que trabaja el Gobierno británico para mantener una unión aduanera con la UE. Si esta es rechazada, moverán ficha hacia una nueva consulta ciudadana.

«Con este anuncio, nos compremetemos a sacar adelante o apoyar una enmienda que favorezca la realización de un voto popular para prevenir el dañino Brexit de los Tories que se está forzando al país a acometer», ha dicho el político en un comunicado de su partido.

La enmienda que los laboristas presentarán al Gobierno de Theresa May recoge cinco condiciones imprescindibles para en sus palabras, «convertir su plan alternativo y creíble del Brexit en la estrategia principal de negociación». Además de mantener el sistema aduanero con la UE, los laboristas piden una clara alineación en la protección de los derechos laborales; el respaldo institucional para la vinculación con el Mercado Interior;  la participación del país en programas de financiación de la UE y establecer medidas claras sobre el futuro de la seguridad y la orden de detención europea.

Entre los planes de los laboristas se encuentra también el de apoyar el miércoles otra revisión de los parlamentarios Yvette Cooper y Oliver Letwin (del Partido Conservador) para oficializar el retraso del Brexit, con la intención de evitar a toda costa una salida sin acuerdo. «No podemos aceptar ni aceptaremos que May agote el contador» hacia la retirada sin un documento aprobado, ha añadido Corbyn.

En esta línea se pronunció el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, quien reconoció que el aplazamiento de la salida es un movimiento «racional». «No hay mayoría en los comunes para un acuerdo, es un hecho objetivo», dijo Tusk tras reunirse con May este domingo. «Y entre una salida caótica o una extensión de los plazos, la extensión podría ser una solución racional».

Esta triple actuación busca dejar claras las condiciones bajo las cuales los laboristas estarían dispuestos a aprobar el plan de May. Corbyn ya dijo la pasada semana que estaría dispuesto a respaldar un segundo referéndum si su partido ganase el poder suficiente. O, al menos, a renegociar el acuerdo del Brexit. El 12 de marzo, May vuelve a someterse a la votación del Parlamento Británico, que afronta su segunda oportunidad para dar el visto bueno al acuerdo.

 

 

Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cerrar
Cerrar