Derechos humanosDictaduraGente y SociedadOtros temasSalud

Monseñor Báez: “Quienes están en el poder están propiciando el contagio”

Obispo auxiliar de Managua hace un llamado a tomar las medidas de prevención ante la covid-19. "Todavía podemos hacer algo", afirma

Monseñor Silvio Báez, obispo auxiliar de Managua, denunció la deficiencia de la gestión del Gobierno de Daniel Ortega ante la llegada de de la covid-19 en Nicaragua. “En este momento, quienes están en el poder están propiciando el contagio. No han detenido las concentraciones masivas, deportivas, de diversión, de la playa, de tipo político y todo propicia el contagio”, señaló el religioso, obligado a exiliarse ante las amenazas en su contra.

En su canal de YouTube, monseñor Báez destacó que la pandemia está golpeando con más intensidad a los nicaragüenses porque, desde hace dos años, el país se encuentra en una situación de vulnerabilidad debido a la represión gubernamental tras las protestas cívicas de 2018 que provocó una ola de muertes, exilio, prisioneros políticos, daños a la economía y asedio. Y este contexto ha empeorado con la covid-19.

“La situación es doblemente difícil. (Tenemos) un régimen que no ha dado informaciones claras, con un lenguaje que se pueda entender, no se ha hecho las pruebas suficientes, no ha habido una estrategia para afrontar la pandemia. Los hospitales están rebasados”, denuncia monseñor Báez.

 

 

Monseñor Báez preocupado por los médicos nicaragüenses

Tras 56 días desde que se reportó el primer caso del nuevo coronavirus en Nicaragua, el Gobierno solo ha reconocido la existencia de 16 casos positivos, entre ellos cinco fallecidos, aunque otro de los siete que dan por recuperados también falleció días después en su casa. Sin embargo, todo el manejo de la pandemia lo ha mantenido con celo, desde el mes pasado dejó de informar cómo se contagiaron estas personas y desde el martes 05 de mayo no brinda el estado de la pandemia.

A esto se suman las denuncias del colectivo de médicos nicaragüenses quienes han exigido la realización de pruebas masivas y la transparencia de los datos. Asimismo, exigen que se garanticen las medidas de protección adecuadas para todo el personal sanitario.

“En estos días he tenido oportunidad de hablar con algunos médicos de Nicaragua y algunos han llorado del otro lado de la llamada. Están sufriendo. Muchos con temor. No se atreven a decir lo que ocurre porque temen que les anulen sus títulos, temen perder su trabajo, que es con lo sostienen a sus familias. Todos los médicos están dejándose guiar por la nobleza de su corazón y por la ciencia que acompaña a su profesión”, dijo monseñor Báez.

Nicaragua lucha contra el poder absolutista

Monseñor Báez no es el único religioso que se ha pronunciado ante la deficiencia del Estado. El obispo de Bluefields, monseñor Pablo Schmitz, reprendió la semana pasada al Gobierno durante en una homilía.

“Si los políticos y los politiqueros quieren jugar con su vida, háganlo y que Dios les perdone. Pero no hay que jugar con la vida de gente sencilla, gente humilde y la gente que no tiene otros recursos”, dijo monseñor Schmitz.

Ante esto monseñor Baéz se sumó y dijo que Nicaragua se enfrenta a dos tipos virus, uno es el covid-19 y el otro se trata de “el poder absolutista, irresponsable y poco respetuoso de la dignidad del pueblo”. También, hizo un llamado a la población para que tomen las medidas de prevención recomendadas por los organismos internacionales como la Organización Mundial de la Salud (OMS).

“En este momento ya es difícil evitar consecuencias graves porque ya se entró en la curva exponencial del contagio, pero todavía podemos hacer algo. Por favor, quédense en casa. En este momento, cualquier persona puede ser un potencial contagio. Son agente del virus”, dijo.

 

 

 

Etiquetas
Cerrar
Cerrar