Cultura y ArtesSeries y TV

EMMY 2021: Coronas, Lassos y reinas de ajedrez

Confieso que no pensaba ver la entrega de los EMMY; demasiados desencuentros con la TV gringa a lo largo de los años, y entre otras taras el creciente imperio de ese dios tirano y vengativo llamado «lo políticamente correcto» (que lleva los castings al colmo de que en casi toda serie/filme debe haber un (o una) negro, latino, asiático, lesbiana, gay, transexual, y, si sobra espacio, algún blanquito, por no dejar, todavía quedan actores caucásicos). Qué tiempos aquellos del milenio anterior donde eso no importaba ni era fundamental. El año pasado, en pleno incendio pandémico, entre amigos hacíamos el chiste de que fulanito (encerrado a cal y canto en su casa), «salía menos que negro en Friends». Si Friends fuera producido hoy ¿Uds. creen que los protagonistas serían seis blancos, heterosexuales, clase media, habitantes del barrio de Chelsea, en Manhattan?

 

 

Pues mi pareja, el domingo en la tarde me convenció que viera los Emmy. Me dijo ¿no eres tú quien siempre dice que hoy los guiones memorables se están dando en la Tv, que la calidad emigró del cine a la Tv? Y ella tiene razón, pero estemos claros que yo hago referencia sobre todo a la Tv europea, muy superior en calidad. Por si acaso, decidí ver la lista de nominados, y ¡sorpresa! había muchos candidatos con méritos, incluso algunas series europeas. Y como además quería quitarme el muy mal sabor de boca de los desastrosos Oscar de este año -probablemente, en cuanto a méritos, entre los peores de la historia-, decidí finalmente ver la presentación.

Aceptando entonces las características de la Tv gringa -su afán grandilocuente, masificador, y su perenne y equivocada vocación de ombligo del mundo fílmico- aquí van algunas conclusiones sobre los que resultaron ser unos premios Emmy muuuy superiores a los Oscar y los Globos de Oro.

Un punto de información que debe mencionarse: existen asimismo los premios Emmy Internacional, que son presentados desde 1973 por la Academia Internacional de Artes y Ciencias de la Televisión a programas de televisión que han sido producidos y transmitidos fuera de los Estados Unidos. Pero no son lo mismo que los galardones a los que hoy hacemos referencia, programas que son transmitidos en los Estados Unidos en horario «primetime» (estelar, nocturno).

Existen otros premios Emmy, otorgados a los programas «daytime» (horario diurno, como ciertas telenovelas), a los programas deportivos, o a la programación de habla hispana.

***

No voy a hacer un resumen completo de todos los premios (AQUÍ está un enlace a dicho listado) porque me voy a concentrar en los tres lomitos, los tres galardones que todos quieren conseguir algún día:

-MEJOR DRAMA 

-MEJOR COMEDIA

-MEJOR MINISERIE O SERIE LIMITADA 

 

Comencemos por esta última:

Ya en una de las entregas nuestras hace unos meses sobre destacadas series de Netflix hacíamos mención de que ya desde su inicio, en octubre de 2020, ‘Gambito de Reina» había literalmente arrasado al conseguir el mejor estreno de una miniserie de toda la historia en esta plataforma. Protagonizada, de forma magnífica, por la británica , consiguió 62 millones de vistas en sus primeros 28 días.  

En palabras de su productor y director (también obtuvo el premio a mejor dirección), Scott Frank, lo más difícil fue convencer positivamente a Netflix, a los productores, a todos los involucrados en la decisión aprobatoria, de que una serie sobre una adolescente creciendo en los Estados Unidos de los cincuenta, en un hospicio, que luego llegaría a conquistar el mundo del ajedrez de entonces, enfrentándose incluso a las estrellas del ajedrez soviético, sería interesante para una audiencia global. Pues lograron un guion fuera de serie con un resultado sencillamente fenomenal. Y ni siquiera se necesita, para disfrutarla plenamente, saber jugar ajedrez. 

Veamos de nuevo el trailer:

 

 

 

 

MEJOR COMEDIA:

 

 

Si ya el argumento de «Gambito de Reina» sonaba exótico, imagínense la trastornada mente del creador de este disparate: Una rubia cuarentona inglesa (interpretada por la formidable actriz de musicales Hannah Waddingham; ver foto de arriba), en pleno proceso de divorcio de su multimillonario e infiel marido, obtiene en la repartición de bienes lo que este señor adora más (aparte de la infinita serie de chicas con las que se acuesta): un equipo de fútbol de la Liga Premier inglesa, la mejor liga de fútbol del mundo en estos momentos -así me informan mis amigos conocedores del asunto-. Tal equipo, el AFC Richmond (¿de la misma villa, al sur de Londres, donde vivió y murió Virginia Woolf?), es un club mediocre, pero los vecinos lo adoran. Ella, en lo que considera justa venganza frente a la perfidia de su ex, crea un plan maquiavélico: destruir el equipo, hacer que descienda a los avernos de las ligas inferiores. ¿Cómo? muy simple. Despide al entrenador, y lo substituye por un entrenador también de fútbol, pero AMERICANO (ambos, el entrenador y el deporte).

Ted Lasso, nativo de Kansas, y que apenas ha entrenado equipos amateurs del fútbol que se juega en los EEUU, viaja a Londres a dirigir un equipo de «soccer» (así llaman los gringos a lo que el resto del mundo llama fútbol). ¿Conoce acaso algo del deporte? En el avión podemos ver a su asistente y fiel amigo leyendo un libro llamado «Soccer for Dummies» (Fútbol para tontos, una introducción muy introductoria al deporte de los balones y los fueras de juego). No importa. Ted Lasso tiene un nivel de auto-confianza, de fe en la vida, en los valores positivos del esfuerzo, del trabajo en equipo, a prueba de todo, incluso del sobrenombre que recibe de todo los ciudadanos, la prensa, o de los jugadores de Richmond: «Wanker». En castellano de la madre patria lo traducen como «gilipollas»; en el inglés de las Islas británicas tiene un significado más vulgar…

Lo anterior no es un spoiler: nos enteramos de todo ello en los momentos iniciales del primer capítulo.

En IMDB, más de 90.000 votantes de todo el mundo le hemos dado una puntuación promedio de 8.8, lo que la ubica en el puesto 69 entre las mejores series de Tv de la historia

Ted Lasso obtuvo, además del Premio a Mejor serie de Comedia, los siguientes trofeos: Mejor Actor de Comedia (Jason Sudeikis, o sea Ted Lasso), Mejor Actriz de Reparto, Comedia (Hannah Waddingham, en el papel de la vengativa divorciada), Mejor Actor de Reparto, Comedia, (Brett Goldstein), así como los de Mejor Casting, Mejor Edición, y Mejor Edición de Sonido,  para un total de siete estatuillas.

Finalicemos este comentario sobre Ted Lasso con esta pregunta: ¿quién podía pensar que la mezcla, en porciones justas y adecuadas, del humor británico y el sureño gringo iba a ofrecer un resultado tan genial?

Wilder, Lubitsch, Sturges, donde quiera que estén, deben estar disfrutando mucho esta humorística serie anglo-norteamericana. 

 

 

 

 

MEJOR DRAMA:

 

Permítanme el juego de palabras: es el momento de presentar la «joya de la corona» televisiva:

 

 

 

No voy a repetir todo lo que ya he escrito sobre esta extraordinaria serie; veamos primero los premios obtenidos en esta entrega, comenzando por señalar que hasta la fecha -y luego de cuatro temporadas- ha ganado 21 premios Emmy:

-MEJOR SERIE DRAMÁTICA 2021

-MEJOR ACTRIZ EN DRAMA: Olivia Colman (en el papel de la reina Isabel)

-MEJOR ACTOR EN DRAMA: Josh O’Connor (por su papel como el príncipe Carlos)

-MEJOR ACTRIZ DE REPARTO – DRAMA: Gillian Anderson (como Margaret Thatcher)

-MEJOR ACTOR DE REPARTO – DRAMA: Tobias Menzies (el príncipe Felipe)

-MEJOR GUION – DRAMA: – Peter Morgan (asimismo creador y productor de la serie)

-MEJOR DIRECCIÓN – DRAMA: Jessica Hobbs

-MEJOR CASTING – DRAMA: Robert Sterne 

-MEJOR ACTRIZ INVITADA – DRAMA: Claire Foy (sí, la ya ganadora en las dos primeras temporadas en el papel inicial de la reina Isabel).

-MEJOR CINEMATOGRAFÍA – DRAMA: Adriano Goldman

-MEJOR EDICIÓN: Yan Miles

 

Resumiendo: OBTUVO UN TOTAL DE 11 estatuillas y 24 NOMINACIONES. Algunas no ganaron porque competían varios nominados de THE CROWN en una determinada categoría. Por ejemplo, Emma Corrin (en el papel de Diana Spencer que le valió ganar el Globo de Oro) pierde con Olivia Colman; Helena Bonham Carter y Emerald Fennell, pierden con su compañera de serie Gillian Anderson como Mejor Actriz de Reparto.

Una anécdota sumamente curiosa que merece mención: durante el diálogo con la prensa una periodista le preguntó a Gillian Anderson, si «para preparar su papel de Margaret Thatcher había conversado con la Primer Ministro británica» (!!!!!!!!!). Anderson, que es una dama, no le respondió socarronamente que para hablar con la fallecida política no había consultado a ningún espiritista. Desvió elegantemente el tema, como puede verse en el video de la rueda de prensa, a partir del minuto 2 con 45″…

 

 

 

 

Veamos el trailer de la cuarta, la más reciente temporada:

 

 

 

Van cuatro años, faltan dos. Está ya anunciado que el papel de la reina Isabel interpretado previamente por Claire Foy (temporadas 1 y 2, la reina joven), y Olivia Colman (temporadas 3 y 4, la reina en sus cuarenta y cincuenta), será interpretado en la cinco y la seis, las de la vejez real, por otra gran actriz británica, Imelda Staunton.  Veamos la foto con las tres actrices:

 

Claire Foy, Olivia Colman, Imelda Staunton.

 

¿Qué nuevos galardones obtendrá en las dos temporadas que quedan? Como decía un humorista: «el sueño actual de todo actor de tv (que no trabaje en esta serie británica) es competir por premios donde THE CROWN no sea candidata». Lleva 276 nominaciones y 121 premios…por ahora.

Quizá sea hora de ofrecer una recomendación a todas las organizaciones en el mundo que organizan premios para la Tv internacional: Globos de Oro, Emmy, BAFTA, Screen Actor Guild, AFI, etc.; que se reúnan y se pongan de acuerdo, y apiadándose de la abrumada competencia, decidan que no le darán más premios a THE CROWN, salvo uno, global, y especial:

El de estar en el muy exclusivo altar de las más grandes series en la historia de la Tv mundial

Punto. Así los competidores, en los próximos dos años, respirarán un poco más tranquilos, y se hará justicia con una serie de Tv que ha llevado a alturas rara vez vistas previamente la palabra EXCELENCIA.

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba