Derechos humanosEducación

Periscopio Chile: Una vez más la Derecha chilena invisibiliza la historia de los DDHH, sin memoria no hay justicia

Una vez más la derecha chilena invisibiliza la historia y la verdad en relación a los derechos humanos, esta vez rechazando y votando en contra el proyecto de la creación de la asignatura “Memoria y derechos humanos” en la enseñanza básica y media; simplemente no se entiende, hay sectores que permanentemente buscan borrar los horrores de la dictadura de Augusto Pinochet (1973- 1990).

 

 

Esta semana la sala de la Cámara de Diputados rechazó el proyecto de ley que pretendía fomentar la educación sobre derechos humanos incluyendo una asignatura en el Plan de Formación Ciudadana para establecimientos reconocidos por el Estado. Con 76 votos a favor, 48 en contra y 18 abstenciones, la moción no alcanzó el quórum necesario para su aprobación, que era de 89 votos. Este proyecto fue presentado por la diputada Carmen Hertz (Partido Comunista), junto a Emilia Nuyado y Raúl Saldívar, ambos Socialistas, y Mario Venegas (Demócrata Cristiano). Sin embargo, en marzo de 2019 esta moción pasó a formar parte del Plan de Formación Ciudadana tras su discusión en la comisión de Derechos Humanos.

 

El proyecto de ley buscaba crear una asignatura denominada “Memoria y Derechos Humanos” y se impartiría a alumnos y alumnas de educación básica y media. Allí se revisarían las violaciones a los derechos humanos cometidas por la dictadura, así como también un conocimiento básico de lo que son los derechos fundamentales de toda persona. Pareciera que la derecha chilena con esta votación avala la impunidad y deja abierta la posibilidad de la repetición de las violaciones a los derechos humanos.

 

Se perdió una gran oportunidad de educar en derechos humanos, debido a que la iniciativa legislativa incluía el análisis de las violaciones a los DDHH de la dictadura en planes de estudio; no se entienden las razones para votar un proyecto en contra de la verdad y la tan anhelada justicia. Toda sociedad tiene que tener plena conciencia de lo que significa su historia, los derechos humanos y tener viva en la memoria las atrocidades cometidas para que nunca más vuelvan a ocurrir. ¡Nunca Más!

En una sociedad con una democracia sana la importancia dada a los DDHH debiese ser la número uno, generando acuerdos transversales para construir una sociedad mucho mejor y más consciente de su historia, como también tener la transmisión de una memoria responsable, justa y equitativa que integre los derechos humanos como un principio de compresión de la experiencia del pasado, de sus errores y horrores. Además, se trata del cumplimiento de las obligaciones internacionales que el Estado de Chile tiene en materia de memoria y educación en derechos humanos. Por eso es tan vital e importante la defensa de los derechos humanos desde un aula de clases para que no quede duda del valor de la vida y la condena a todo tipo de dictaduras sean de derecha o de izquierda; por eso sin memoria no hay justicia.

 

 

Etiquetas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cerrar
Cerrar